• Palabras de apertura de la Dra Griselda Lassaga en el Congreso Latinoamericano de Estrategia 2018

    Acto de apertura del 31 Congreso Latinoamericano de Estrategia, realizado del 30 de mayo al 2 de junio en San José de Costa Rica

     

    Palabras de la Dra Griselda Lassaga.

    Presidente Internacional de SLADE (2016-2018).

    Integrantes del Presidium, Directivos de Slade, Señoras y Señores, público en general.

    Comenzar diciendo gracias es casi una obligación. Gracias a todos ustedes, asistentes, ponentes, amigos por estar hoy aquí, presentes.

    En especial al trabajo articulado de Slade Costa Rica con diferentes actores, que han hecho posible que este 31® Congreso Latinoamericano, sea hoy, una realidad.

    Cuando prepara estas palabras pensaba, que hace menos de cien años, exactamente en 1948, se firmó la Declaración Universal de los Derechos Humanos…

    Menos de cien años?  Sí! recién allí se puso en agenda los derechos de las personas. Como humanidad que veníamos de las guerras mundiales, teníamos varias materias desaprobadas. Luego, más adelante en el tiempo, debatimos sobre los Derechos de las Mujeres, los Niños y las Niñas.

    Menos de cien años? Y aún vivimos con Reyes, Reinas, Príncipes que se casan y hacen de eso una estrategia de marketing global para mantener el statu quo de una sociedad tradicional; pero no sólo eso, también tenemos esclavos (aunque proveedores de proveedores), y trata de personas.

    Se abusa del poder sobre los débiles, de la competencia en lugar de la coopetencia; y se incentiva al consumo. Como si el consumo, fuera la base de la felicidad.

    Somos Latinoamérica, debemos exigir la inclusión de otras mediciones de crecimiento y desarrollo en nuestras estrategias organizacionales. Por mencionar algunos índices: huella humana e hídrica, indicadores de desarrollo humano, índice de felicidad en nuestras estrategias. Tenemos la responsabilidad de mostrar que existe un modelo, que integre otros valores en nuestros ecosistemas de negocios, más allá de los beneficios económicos.

    Es hora de sacudirnos el polvo de la comodidad y tomar muy en serio, lo que nos está pasando. Ya no hay tiempo, es hoy aquí y ahora en SLADE 2018, somos diferentes generaciones, nos escucharemos y debatiremos: qué queremos y cómo queremos llevar adelante a nuestra amada Latinoamérica.

    Mi generación ha trabajado arduamente, encontrando las fisuras organizacionales -sean del sector público privado y social-, y ayudamos a quebrarlas. Soy la primera presidente mujer de SLADE y, no seré la única!      Las mujeres hemos generado movimientos globales tales como:  Me-Too, He for She; Time´s Up, Ni una menos porque Vivas nos queremos. Ya no volveremos atrás, veo muchas jóvenes y muchos jóvenes, por favor aprovechen este momento. Estamos haciendo historia.

    Entre las diferentes presentaciones hablaremos de temas de vanguardia. Saben ustedes, en qué empresa trabajarán? aún no existe? Pues, tienen que crearla.

    Esta oportunidad histórica, es momento de alianzas, de estrategias donde todos aprenden y enseñan al mismo tiempo. Acérquense a Slade, pidan nuestro mentoreo, debatan con nosotros.  Ustedes serán mejores, el contexto está preparado.

    Saben siempre se puede y se debe ser mejor! Eso se llama evolución; y como humanidad, estamos evolucionando.

    Finalmente, cabe recordar una de las frases de la Madre Teresa que dice: “A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota”.

    Muchas gracias.